banner
banner
  Síguenos: Twitter xeva Tabasco  Facebook xeva Tabasco
xeva Noticias banner

Blogs

miércoles 17 octubre 2018 2:00 AM Villahermosa, Tabasco, México

DÓLAR HOY

Compra:

Venta:

$18.743

$18.749

xeva en vivo
 
Portada / Últimos Blogs / Post

Demos gracias a la vida

 29 ago 2018

Por: Ramón de la Peña

Estimados colegas, adultos mayores, ¿Se acuerdan de aquella canción titulada: "Gracias a la vida"?: "Gracias a la vida/ que me ha dado tanto/ me dio dos luceros que cuando los abro/ perfecto distingo lo negro del blanco/ Me ha dado el sonido y el abecedario/ con él, las palabras que pienso y declaro/ Me ha dado el oído que en todo su ancho graba noche y día/ Y la voz tan tierna de mi bien amada. Me ha dado la marcha de mis pies cansados/ Me dio el corazón que agita su manto/ cuando miro el fruto del cerebro humano/ cuando miro al bueno tan lejos del malo/ cuando miro el fondo de tus ojos claros/ Me ha dado la risa y me ha dado el llanto/ así distingo dicha de quebranto/ los dos materiales que forman mi canto".

Yo tengo, y espero que ustedes tengan también, muchos porqués de dar gracias a la vida. Pero me temo que no todos podemos decir lo mismo. Efectivamente, existen muchos mexicanos que no pueden decir que la vida les ha dado mucho. Más bien, claramente dicen... chin, la vida me debe mucho o me ha dado muy poco; sobre todo cuando se comparan con aquellos a quienes la vida les ha dado mucho, o que han nacido en el seno de una familia que lo tiene todo. Efectivamente, no todos tienen lo que se merecen, el punto de partida es muy importante, no es lo mismo nacer en el seno de una familia rica económicamente, a nacer en una familia de muy escasos recursos económicos. Pero lo cierto es que así estamos y si no nos gusta, entonces tenemos que hacer algo; recuerde que lo peor que podemos hacer, es no hacer nada en una situación como ésta. Lo mínimo que podemos hacer, es continuar educándonos para saber más y poder hacer más con lo que sabemos; debemos también, como mínimo, educar a nuestros hijos para que sean hombres y mujeres de bien. Pero eso no basta, los que tenemos más educación, los que tenemos más recursos, más experiencia, más conocimientos, debemos hacer más por la vida de los demás. Y como la educación es el gran factor de cambio positivo para las personas, entonces debemos hacer todo lo posible para que cada mexicano cada día sepa más y pueda hacer más con lo que sabe; y si lo combinamos con innovación y espíritu emprendedor, entonces estaremos caminando en la dirección correcta.

Por eso me encantan los comunicados que están saliendo frecuentemente en el Internet, de los cursos, conferencias y presentaciones gratuitas que un sinnúmero de universidades y personas nos ofrecen (en cierto modo dando gracias a la vida y a la comunidad por todo lo que han recibido). Imagínese que todos los profesores de las diferentes escuelas mexicanas pusiesen a disposición de todos los mexicanos sus cursos, presentados de tal manera que siendo didácticamente muy bien diseñados, pudiesen ser usados por profesores y por todos aquellos que quisieran aprender por su cuenta con base en estos cursos. Sin duda, sería una manera muy generosa de dar gracias por todo lo que han recibido. Imagínese que en cada curso que se ofrezca en cada una de las empresas de México se ofreciesen al menos cinco becas para ser aprovechadas por personas de la comunidad; sin duda, esto sería una excelente muestra de generosidad de las empresas para con la comunidad.

Imagínese que una gran cantidad de autores de libros y artículos, decidiesen donar sus escritos para formar una gran biblioteca virtual nacional, que pueda ser accesada y usada por cualquier persona de nuestro país. Qué gran muestra de generosidad sería por parte de estos autores.

Decidámonos a ser generosos y solidarios con los que menos tienen y, sobre todo hagámoslo cuando nos inviten a hacerlo. No se vale decir yo no tengo tiempo, yo no me puedo cambiar de ciudad, yo no me quiero involucrar en eso, yo no puedo, yo no quiero dejar mi puesto ni mis prestaciones y mucho menos mi sueldo, yo no quiero perder mi estatus. Si no se involucra, entonces usted no tiene derecho a quejarse de lo mal que están las cosas y mucho menos a criticar a los que sí decidieron involucrarse.

 

banner

banner

-